Páginas vistas en total

sábado, 19 de diciembre de 2015

COMIDA NAVIDEÑA DE MINERALOGISTAS MURCIANOS

Un grupo de amigos  mineralogistas, entre los que había miembros de la SMM, hemos celebrado la tradicional comida de Navidad en casa de Pedro Ortiz Mármol, en la localidad lorquina de Puerto Mariel, cerca del Cabezo del Cuco, que tuvo una gran importancia para la minería del hierro.

Los participantes pasaron un rato muy agradable, hablando sobre piedras, patrigeólogos fanáticos y otros temas interesantes.


Van llegando los invitados: Felipe Garcia Miñaro, José Javier Saura Nadal, Manuel Martínez Duro y entrando Miguel David Martínez Pérez.


Preparando las brasas: Mariano Guillén Riquelme, Miguel David Martínez y José Javier Saura.


La carne lista para la brasa


Felipe y Miguel cocinando


Mientras otros esperan relajados. Pepe Saura, Mariano Guillén y Manuel Morales.


También charlando mientras toman el sol


Entorno de casa de Pedro Ortiz. Al fondo el Cabezo del Cuco.


Miguel David cocinando


Va saliendo la carne 


Pedro Ortiz Mármol y Miguel David Martínez


La mesa puesta


Los comensales a los postres


Los exquisitos dulces que trajo Felipe García Miñarro, elaborados en la Panadería "Los Peras", de Totana.


Más dulces














sábado, 12 de diciembre de 2015

martes, 8 de diciembre de 2015

UN PASEO POR LOS CABEZOS DEL ENTORNO DE LA MINA BALSA DEPOSITARIA

Los miembros de la SMM, Pablo Buitrago Garay y Juan Luis Castanedo, han salido de excursión por los cabezos del entorno de la Mina Balsa Depositaria, situada en las proximidades de la carretera de La Unión a Portmán. El coche hay que aparcarlo en una curva de esta carretera, en la que hay una zona apta para ello, cerca de la entrada a la cantera San José.

Durante la excursión, han visitado diversas escombreras y bocaminas, aunque desde el punto de vista mineralógico no han encontrado nada destacable. Algunos cuarzos de cristales pequeños, oscuros sin gran interés. Aunque las vistas eran magníficas, los cientos de molestos mosquitos, ávidos de sangre, han estropeado bastante el paseo, y eso que los excursionistas iban embadurnados en repelente de calidad.

En cualquier caso, el paseo ha sido aprovechado para tomar abundantes fotografías y para disfrutar de la "segunda primavera" que constituye el otoño en estas latitudes, ya que aparecían por doquier numerosas especies de plantas autóctonas en flor.

Aquí dejamos una muestra de las fotografías de la excursión. Todas tomadas con una cámara compacta y con el teléfono móvil, por lo que la calidad no es muy buena.


Pablo Buitrago Garay subiendo monte acosado incesantemente por los mosquitos


Plantas rupícolas creciendo en una fisura 


Recorriendo el territorio tras pasar a la cara sur del cabezo 


Pozos y escombreras en las que no aparece nada interesante


En zonas frescas crece el musgo


Pablo inspeccionando una bocamina que no tenía desarrollo


Pozos y antiguas construcciones


En los pantanos de estériles donde se acumula agua de las escasas precipitaciones, se forman pequeñas zonas húmedas con vegetación típica de estos medios.


La vegetación contribuye de forma natural a la regeneración de algunos pantanos de estériles, sin necesidad de invertir y tirar dinero público en inútiles proyectos de restauración.


Una aulaga morisca (Launaea arborescens) creciendo en un pantano de estériles


El esparto (Stipa tenacissima) también coloniza este medio tan hostil


Taray (Tamarix sp.) creciendo en el pantano de estériles


Oroval (Withania frutescens) creciendo en la zona de contacto entre el pantano y la ladera


Detalle del oroval


Algunas escombreras de minas se cubren con matorrales autóctonos de forma natural. En la foto cornical (Periploca angustifolia), un endemismo del sureste ibérico. 


Detalle de cornical


Pablo Buitrago junto a otra interesante especie, el arto (Maythenus senegalensis), creciendo en una escombrera.


Arto


Escombreras de la cantera San José 


Una roza en la ladera


Una sabina mora (Tetraclinis articulata) junto a un pozo. Este ciprés va asociado a la zona minera de la Sierra de Cartagena.


Una bocamina con un hundimiento que imposibilitaba la exploración


Un pequeño sapo corredor (Bufo calamita) de unos 3 cm. en una oquedad de una bocamina


Una de las muestras recogidas en la zona. Cuarzo de cristales de entre 0,5 y 1 cm oscuros, aunque brillantes.


Otra de las muestras una vez limpias


El cristal mayor de aproximadamente un cm.


Uno de los mejores ratos del día, recuperando fuerzas tras el agotador paseo y el incesante ataque de las hordas de mosquitos.


Rabo de toro


Manos de cerdo ideales para recuperar fuerzas


La mistela, imprescindible para recuperarse plenamente


Pablo en plena faena